Como enseñar a los gatitos a usar la bandeja de arena de una forma sencilla: consejos, trucos y el poder de la valeriana.

24 abril 2024

Traer a casa un nuevo gatito es una experiencia emocionante y divertida, pero también conlleva la responsabilidad de adiestrarlo. Enseñarle a usar su bandeja de arena puede ser un proceso difícil, sobre todo si el gato está nervioso o siente ansiedad. Nuestra arena para gatitos Sanicat está formulada con fragancia de valeriana. La raíz de valeriana contiene feromonas que despiertan la curiosidad de los gatitos por utilizar la bandeja de arena, lo que resulta muy útil para facilitar su adiestramiento.  

 La valeriana es una hierba conocida por calmar y relajar a los gatos. Ayuda mucho a reducir el estrés y la ansiedad durante el proceso de adiestramiento y hace que la experiencia sea más cómoda y agradable para tu amigo peludo. Gracias a su efecto calmante, el gatito se sentirá incitado a volver a la bandeja de arena y empezará a asociar esa agradable sensación con hacer sus necesidades en la bandeja. 

 El proceso de enseñar a un gatito a usar la bandeja de arena puede durar varias semanas e incluso varios meses, según la personalidad de cada gatito y la constancia del adiestramiento. Aquí tienes algunos consejos para enseñar a tu gatito a usar la bandeja de arena:


1.
Elige la bandeja de arena adecuada:

 

Escoge una bandeja de arena poco profunda, para que el gatito pueda subirse a ella con facilidad, pero que sea lo bastante amplia para que pueda darse la vuelta y escarbar cómodamente.

 

2. Elige la arena adecuada:


La arena para gatitos no aglomerante Sanicat es segura para ellos, incluso si algún gatito curioso se la come. Además, tiene una textura muy suave, por lo que es perfecta para sus delicadas patas. Su fragancia de valeriana está formulada especialmente para despertar el interés del gatito. La valeriana tiene un efecto relajante sobre el sistema nervioso y ayuda a que los gatos se sientan más tranquilos y cómodos en la bandeja de arena.


3. Muéstrale al gatito la bandeja de arena:

 

Coloca al gatito en la bandeja y frótale suavemente la pata sobre la arena para ayudarle a entender para qué sirve.

 

4. Vigila al gatito:

 

Observa con atención al gatito para detectar cualquier señal de que necesita usar la caja de arena, como olisquear o maullar. En cuanto notes estas señales, recoge al gatito con cuidado y colócalo en la bandeja de arena.

 

5. Felicita al gatito:


Anima a tu gatito cuando use correctamente la bandeja de arena.


6. ¿Cuándo sabrás que tu gatito está completamente adiestrado? :

 

Notarás que utiliza la bandeja de arena con regularidad y que no tiene accidentes fuera de ella. Puedes reducir gradualmente la supervisión y la orientación que proporcionas a tu gatito, hasta que aprenda a usar la bandeja de arena por sí mismo. 

Recuerda que pueden ocurrir accidentes de vez en cuando, sobre todo en momentos de estrés o cambios. Sin embargo, con tiempo y constancia, el gatito se acostumbrará a usar la bandeja de arena completamente solo.